Análisis Litoral

  • 89.492 Paginas vistas

Instagram

No se encontró ninguna imagen en Instagram.

Salto Grande Explora en su Circuito Artigas, un Proyecto turístico en Puerto Yeruá

Turismo en la naturaleza de Puerto Yeruá, con avistajes de aves, cabalgatas, paseos a pie y en bicic leta por senderos del monte y selva en galería junto al Río Uruguay. Salto Grande Explora en su Circuito Artigas, un proyecto que nació con la pandemia y que pese a obstáculos que puso el gobierno municipal de esa localidad, aún se mantiene en pie.

Cientos de especies de aves a la vista con los más diversos colores y trinos, aves del monte, del río; cientos de especies de árboles, allá del espinal, acá de la selva en galería; y una tranquilidad que el mundo moderno añora; serenidad indígena, horizontal, aire puro para la sanación de tanta competencia, tantas preocupaciones, tanto apuro.

Un grupo de jóvenes oriundos de Puerto Yeruá se preparó y capacitó para salir de la cuarentena con actividades recreativas en medio de la naturaleza, media hora al sur de Concordia. El profesor Rubén Bonelli y la profesora Julieta Ferrer, miembros de la Asociación Artiguista, explicaron el proyecto dentro de un plan mayor, llamado Salto Grande Explora.


Para amantes del senderismo; para familias que deseen descansar en el verde, compartir un recorrido a caballo en el atardecer, salir en grupos en bicicleta; para quienes quieran practicar deportes a campo, ¿qué brindarán los panzaverdes? Una red de sendas a lo largo de 12 kilómetros, y lo llamaron con gran acierto Circuito Artigas. Enfrente, del otro lado del río, la memorable Meseta de Artigas, Departamento Paysandú.

La estancia El Hervidero donde se habría ubicado la Villa de Purificación (campamento de Artigas) en el Uruguay iba a ser expropiada por el gobierno oriental para hacer allí un parque histórico nacional. Sería algo así como la Meca de los Pueblos Libres, pues allí se organizó la defensa de los principios republicanos, federales, populares, independentistas entre ruedas de mate y fogones gauchos, con alta presencia de afroamericanos y aborígenes. Largo sería detallar los documentos firmados en ese Campamento, empezando por el Reglamento de Tierras.
Pero finalmente el entonces presidente Tabaré Vásquez reculó, y el lugar quedó en manos de su propietario, César Gutiérrez Amaro. La casona construida tiempo después de la revolución se ve desde la orilla entrerriana.
La costa entrerriana, enfrente, fue parte de una enorme superficie llamada Estancia Grande. Hoy, qué paradoja, Puerto Yeruá queda en el distrito Yuquerí, y Nueva Escocia en el distrito Yeruá. Todo por influencias de los arroyos y la toponimia indígena.

Sitio histórico

Por allí se organizó la Liga de los Pueblos Libres, por allí cabalgaron viajeros de los puntos más distantes que adherían a la revolución federal o la combatían; más puntualmente: por allí anduvo de amores el Protector de los Pueblos Libres cuando gobernaba la Liga, y allí instaló los cañones para el control del río Uruguay y defensa de la Villa de Purificación que organizó durante el gobierno de la región, en 1815.
Puerto Yeruá da al Paso Hervidero, un estrechamiento del río Uruguay aprovechado de antiguo para controlar el río. Y es que el cuartel de Purificación en el Paso Hervidero abarcaba las dos orillas y el río no era, como hoy, una frontera sino una cancha de comunicación muy fluida; “y tampoco fluctuaba como hoy porque no estaba el represamiento”, aclaró Rubén Bonelli, docente y periodista, con domicilio en una casa de Puerto Yeruá bautizada La Montonera.

“El objetivo es identificar un recorrido troncal en general de baja-media dificultad que permita unir mediante senderos señalizados un total de 12 kilómetros aproximadamente. Conocer estos lugares simplemente caminando, en bici o a caballo. Observar la naturaleza en todo su esplendor, como lo son su formación geológica, la selva en galería, la ribera del río Uruguay, y los diferentes paisajes que ofrecen las dos localidades”.
Eso plantearon los organizadores en su proyecto el año pasado, que incluye puentes colgantes muy pintorescos, miradores, calles entre la vegetación, servicios para hacer el paseo seguro en horas de sol o durante la noche. No falta el diseño de un monolito en homenaje a José Artigas, que inspira esta iniciativa y que se realizará más adelante.
El texto del proyecto enumeró metas que ponen en valor las bellezas naturales del lugar, rincones poco explorados, y momentos históricos cruciales para todo el sur del continente, como el Campamento de Purificación.

CONSULTA Y RESERVAS POR PROXIMAS ACTIVIDADES : 3454096619

FACEBOOK

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *