Rotman sostiene que Concordia “debe ser declarada en Emergencia Económica y Social”

El ex diputado provincial por el radicalismo, Alberto Rotman, dijo que los índices de pobreza recientemente conocidos colocan a Concordia como la segunda ciudad más pobre del país y reclamó que sea declarada en Emergencia Económica y Social

“Nuevamente la Argentina real nos golpea duramente mostrándonos las cifras actuales de la pobreza, indicando cual es el verdadero problema que hoy padece el país, especialmente algunas regiones o puntualmente algunas ciudades. Es el caso de la Ciudad de Concordia que desde hace algunos años se mantiene al tope de este flagelo, ubicándonos, según el INDEC, como la segunda Ciudad más pobre del país con la mitad de sus habitantes sumidos en ella (49,5% de pobres y 8,2% de indigentes)”, dijo Rotman, uno de los referentes de Convergencia Radical.

Y agregó: “Si bien la situación de pobreza e indigencia en nuestro país es alta (42% y 10,5% respectivamente y en los niños de 0 a 14 años alcanza un 59,7%) cifras que nos avergüenza como argentinos, es como concordiense que nos duele más”.

Enseguida, interrogó: “¿Que ha pasado en estos 38 años de Democracia recuperada en Concordia, y en la Provincia de Entre Ríos? donde el Peronismo (que lleva como bandera la Justicia Social), con sus distintas vertientes ideológicas y metodológicas, durante 26 años gobernó el país, 30 años la Provincia (siendo la totalidad de los Gobernadores o vice de Concordia) y 38 años gobernaron esta Ciudad, transformándola en Capital Nacional de la Pobreza.

O ¿es que consideran que la pobreza es un castigo divino? y ante esta realidad abandonan a los miles y miles de concordienses a su triste destino de subsistir como puedan, condenando a sus hijos a la desnutrición, a la marginalidad, a la promiscuidad, al abandono escolar, o sea a un injusto futuro.

O es que, siendo conscientes de esto, la utilizan como herramienta electoral, sabiendo la dependencia – hasta el punto de la sumisión- que fabrican a través de los múltiples planes sociales que reparten como una dadiva en vez de agudizar la mente para crear formas de ingreso genuino”.

Posteriormente Rotman, reflexionó: “Una dádiva no le permite a un individuo abandonar la pobreza ni estimular la movilidad social, esta sirve solamente para aliviar una situación coyuntural.

El oficialismo como no puede inculpar a gobiernos anteriores, ha ensayado diversas teorías para tratar de justificar este cataclismo social. Algunos se remontan a Salto Grande que, al finalizar las obras, buena parte de esos 2.000 obreros se quedaron en la Ciudad ya sin trabajo, otros inculpan a la crisis de la citricultura (principal economía regional) y otros más reciente inculpan a la pandemia.

Posiblemente cada uno de estas causas aportaron parcialmente a esta realidad actual.

Pero la cruda realidad nos dice que a pesar de manejar el poder casi absoluto durante tantos años no hicieron el menor esfuerzo para revertir esta cruel epidemia como es la pobreza.

Duele profundamente como concordiense y Entrerriano ver como se ha incrementado el triste espectáculo de todos los días, con familias enteras revolviendo contenedores de basura tratando de recuperar restos de comida u cualquier elemento útil para ellos.

Duele profundamente como concordiense y entrerriano saber que en nuestra ciudad casi el 50 % de sus habitantes muchos días no tengan que comer. Pero más duele saber que esta situación condena a miles de copoblanos a un futuro de desigualdad intelectual y social irreversible”.

Finalmente, enfatizó: “No podemos desconocer e ignorar la responsabilidad que tuvimos quienes ejercemos la oposición desde hace tantos años en nuestra Ciudad y nuestra Provincia, quienes no supimos, no pudimos o no nos dejaron aportar ideas o acciones para tratar de no llegar a esta realidad actual. Posiblemente nuestras pequeñas diferencias partidarias, sumadas a ambiciones personales que, en comparación con esta triste realidad, no son nada, no nos permitieron unificar criterios para pelear una actualidad mejor y un futuro esperanzador para toda la sociedad. Espero que sacudidas como esta nos despierte y nos llame a  la reflexión, convenciéndonos que “juntos, siempre somos más.

Como medida coyuntural el Gobierno Provincial debe dar el primer paso, declarando el ‘Estado de Emergencia Económico y Social en el departamento Concordia’, comenzando a estudiar seriamente las verdaderas causas que nos han llevado a esto, sabiendo que detrás de estas alarmantes y frías cifras hay seres humanos

Trabajemos todos para que no se consolide conceptualmente esta realidad actual y sigamos luchando para que Concordia siga siendo la otrora Capital Nacional del Citrus y no la actual, Capital Nacional de la Pobreza”, concluyó Rotman.