Rosario , Ley de Humedales: fuertes críticas desde el municipio a que no se discuta en extraordinarias

El secretario de Gobierno Gustavo Zignago salió fuerte al cruce de la decisión presidencial que hizo perder a la iniciativa estado parlamentario. “Es una vergüenza más”, lamentó

A través de la red social Twitter, el funcionario del Gabinete del intendente Pablo Javkin inició el reclamo donde dejó en claro su malestar con un interrogante. “Quisiera preguntarle a nuestros diputados y diputadas por qué no merece tratarse un tema que repercute en el 21,5% del territorio de nuestro país“, planteó en el arranque del hilo de mensajes.

Ley de Humedales: “La transición va a llevar más de una década pero genera un marco”

Para Zignago, la decisión del presidente es “una vergüenza más” y respecto a la problemática específica indicó: “Hace años sufrimos el maltrato a nuestros humedales y está ley venía a protegerlos y cuidarlos como se lo merecen. Pero parece que así no lo consideran nuestros legislativos y, en este caso, el Ejecutivo nacional”.

Si bien destacó que Entre Ríos, Corrientes, Santa Fe, Buenos Aires y Chaco son las provincias más afectadas por las quemas, entre las cuales cuentan en el Congreso 119 diputados, e insistió: “ Para nosotros, es una prioridad“, también hizo hincapié en que la única denuncia penal presentada en la Justicia ante las quemas y ataques constantes a ese territorio fue realizada por la Municipalidad de Rosario.

“Desde el municipio hemos realizado la única denuncia penal sobre las quemas, la ampliamos, nos constituimos como querellantes, participamos de cada encuentro en el que se nos convocó para pensar soluciones”, detalló el funcionario y para cerrar agregó: “Dispusimos un espacio del Legado Deliot para poder instalar un Faro de Conservación y acompañamos cada avance que ha significado que se cuiden nuestros humedales”.

Sin vocación de debate

Los pedidos de los ambientalistas de Rosario y la región, así como del resto del país, fueron muchos y reiterados: hubo travesías en kayaks, manifestaciones frente al Congreso de la Nación, cortes sobre el Puuente Rosario Victoria.

Así y todo, del otro lado, hace rato que el poco -casi nulo- movimiento legislativo en torno al tema viene anticipando que el trabajo de consenso en torno a la ley de humedales, un proyecto amplio que significó la unificación de más de una decena de proyectos de diferentes bloques y que fue trabajado en comisión ampliada, quedó allí estancado para no avanzar más.

Ya en noviembre, el final del año legislativo anunciaba que la ley perdería estado parlamentario y la extensión de ese período durante diciembre parecía ser una “yapa” que podría dar oxígeno al debate. Ya por entonces, el diputado socialista por Santa Fe Enrique Estévez Boero anticipaba que así y todo los tiempos eran escasos y que no había “una programación” por parte del Ejecutivo nacional para poner en marcha la sanción y aplicación de una normativa de esa envergadura que permitiera trabajar seriamente sobre la protección de vastos territorios de todo el país, que no solo tienen que ver con el Litoral y la región central que sufrió la violencia del fuego en los últimos años.

Las sesiones extraordinarias eran la última chance de que la discusión se produjera. Pero la decisión del propio presidente Fernández fue dejar a los humedales, un reclamo harto repetido por las organizaciones ambientalistas de todo el país, fuera de la agenda. Con este escenario, ahora todo a fojas cero.