Mercosur: Ahora, presionan a la Argentina por el cepo

Continúa la tensión en el Mercosur. Ahora, desde el país vecino presionan a la Argentina para que defina qué hará con el cepo y la fuerte presión tributaria.

Que la Argentina exporta impuestos no es nuevo. Ahora, el fuerte aumento del impuesto inflacionario, la brecha cambiaria de casi el 100% y el endurecimiento del cepo como nunca se vio en la historia, pone en máxima tensión la relación entre miembros del Mercosur.

Sin dudas, el bloque de libre comercio no está funcionando en la medida en que se planteó y Uruguay es el país más perjudicado, por lo que presiona para revertir esa situación.

En un marco en el que el país vecino intenta acelerar un tratado de libre comercio (TLC) con China por fuera del Mercosur, ahora presiona a la Argentina por su cepo.

Según pudo saber el diario La Nación, la Comisión Internacional de Asociaciones No Bancarias de Transferencias de Monedas, Empresas de Servicios Financieros, Casas, Agencias y Corredoras de Cambio del Mercosur (CIASEFIM) presentó ante la SGT-4, conocido como el Mercosur Financiero, una propuesta para que se cumplan una serie de “objetivos financieros”.

“El fin último es perfeccionar y armonizar la regulación financiera, aumentar la transparencia, preservar la competencia y eliminar las medidas que restringen el comercio de servicios financieros en el Mercosur, que son exactamente los objetivos directos del Mercosur Financiero/SGT-4”, sostuvo Mario Mochetti, vicepresidente de la CIASEFIM y presidente de la Cámara Argentina de Casas y Agencias de Cambio (CADECAC).

Distintas fuentes confirmaron a dicho medio y a El País, de Uruguay, que la propuesta fue incluida para su análisis en la agenda de las reuniones de la Comisión del Sistema Bancario y de la Comisión de Prevención de Lavado de Dinero y Financiamiento de Terrorismo, así como también en la agenda de la Coordinación Nacional de SGT-4, que se tratará este lunes 4 de octubre.

El director del Instituto de Negocios Internacionales de la Universidad Católica del Uruguay, Ignacio Bartesaghi, señaló a El País:

Se trata de una propuesta que busca presionar a Argentina para que lleve adelante algunas correcciones del importante número de medidas financieras que distorsionan el mercado regional e impactan muy fuerte en la competitividad de los bienes y servicios comercializados. Hoy la propuesta tiene mucho que ver con Argentina, no con el resto de los países

A su vez, expresó “que la discusión que se da por esta propuesta es interesante, no porque a mi juicio vaya a tener resultados muy concretos en los ajustes por parte de Argentina, sino en seguir presentando evidencia de lo poco que se cumple el Tratado de Asunción”.

“No se cumplen con un número muy importante de compromisos y se le exige a Uruguay cumplir con las negociaciones comunes. Es por eso que el argumento uruguayo de la bilateralidad es muy claro. Argentina no está en condiciones de exigir que se cumpla ninguna norma o tratado cuando no hace más que violarlo”, agregó.