Adelantan qué nivel y caudal tendrá el río Uruguay para el verano

Un informe de la Secretaría Técnica de la CARU revela que “se prevé que predomine una tendencia de gradual descenso sobre el nivel y el caudal en los distintos tramos del río”.

Un informe Técnico de la Comisión Administradora del Río Uruguay (CARU), fechado el pasado 12 de noviembre, revela que se pronostican condiciones deficitarias del caudal para el mes de noviembre y la mayoría de los modelos indican que estas condiciones –vinculadas al fenómeno de La Niña-, persistirán durante el trimestre noviembre 2021- enero 2022.

Según el documento, para la cuenca del río Uruguay “se prevé un trimestre con condiciones deficitarias (…) La mayoría de los modelos indican que persistan condiciones La Niña, al menos, hasta verano 2021-2022”. En cuanto a los caudales, “se pronostican condiciones deficitarias para el mes de noviembre. Se prestará atención en el monitoreo de condiciones favorables para la ocurrencia de posibles pulsos de crecida, de rápida reacción, especialmente en la cuenca media”.

Por tramos y períodos

El informe del organismo menciona que “durante el mes de octubre de 2021 se observó el predominio de anomalías positivas de precipitación sobre el sector medio y terminal de la cuenca alta y el sector superior del tramo medio superior (aporte al tramo San Javier – Santo Tomé), asociadas a la ocurrencia de eventos precipitantes significativos, mientras en el resto de la cuenca predominaron las anomalías negativas”.

Asimismo, se destaca que la recuperación sobre el almacenamiento “en los embalses de la cuenca alta persistió durante la primera mitad del mes de octubre, de modo tal que la erogación se mantuvo en ritmos normales para luego disminuir gradualmente hasta los valores actuales”.

Tanto en los tramos del río Uruguay San Javier – Santo Tomé como la afluencia aguas abajo de Salto Grande, según el documento de CARU, “actualmente, la tendencia sobre ambos tramos es de gradual descenso, todavía por encima de marcas de aguas bajas”.

“Finalmente, las previsiones climáticas señalan el predominio del escenario La Niña o Neutro, el primero generalmente asociado a volúmenes estacionales (trimestrales) deficitarios”, se menciona. Subrayando que “las previsiones numéricas subestacionales o mensuales indican el predominio de condiciones deficitarias durante la primera quincena del mes y mayor probabilidad de condiciones normales o levemente deficitarias hacia fin de mes”.

En consecuencia, se prevé que predomine una tendencia “de gradual descenso sobre el nivel y el caudal en los distintos tramos del río, si bien pueden suceder eventos precipitantes significativos con impacto hidrológico, más bien locales en tiempo y espacio”. (Diario Río Uruguay)