El Presidente anuncia NUEVAS MEDIDAS

El presidente Alberto Fernández decidió avanzar con medidas restrictivas en la tarde de este miércoles. Ya no esperará que los gobernadores y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, apliquen nuevas medidas de control o restricción. Está fastidioso porque ninguno avanzó más allá de los parámetros del DNU presidencial que se publicó la semana pasada y que restringió la circulación nocturna.

El jefe de Estado, junto a sus principales ministros, resolvió implementar el cierre de todos los negocios desde las 20, restricciones a la circulación nocturna y la suspensión de actividades recreativas y deportivas. Lo comunicará con un mensaje grabado desde la Quinta de Olivos.

Fernández se encuentra reunido en la Quinta de Olivos con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la ministra de Salud, Carla Vizzotti. Está discutiendo el formato final de las medidas para comunicarlas en la noche de hoy. No será un DNU como el que anunció la semana pasada si no que tendrá formato de decisión administrativa

El Gobierno avanzará con una restricción en la circulación entre las 20 y 6 de la mañana. La medida será aplicada solo en el AMBA y entraría en vigencia a partir del viernes. Será por dos semanas.

El Gobierno decidió tomar nuevas medidas frente al crecimiento de casos de coronavirus en las últimas horas (EFE/Juan Ignacio Roncoroni) El Gobierno decidió tomar nuevas medidas frente al crecimiento de casos de coronavirus en las últimas horas (EFE/Juan Ignacio Roncoroni)

En la provincia de Buenos Aires esperan la letra chica de las medidas. En principio, las nuevas restricciones se aplicaría solo en los municipios que están en Fase 3. Los que se encuentran dentro de la Fase 4 seguirían cumpliendo con las medidas vigentes en el último DNU.

Fernández decidió también suspender todas las actividades sociales, deportivas y de recreación por los próximos 15 días. Para el Gobierno son los principales focos de contagio. Así se lo hicieron saber el grupo de expertos médicos que estuvieron el lunes en la Casa Rosada. Por eso la opción es suspender todos esas actividades y, de esa forma, cortar la circulación del virus.

Esta última medida afectará al comercio gastronómico, por lo que el Gobierno evalúa otorgar ayudas económicas ese sector para poder amortiguar el impacto generado por la suspensión de las actividades. Aún no se terminó de definir, pero los restaurantes podrían trabajar con el servicio take away, al igual que lo hicieron el año pasado.

En el Gobierno están molestos con Horacio Rodríguez Larreta porque consideran que no ejerció los controles necesarios después del anuncio de las medidas En el Gobierno están molestos con Horacio Rodríguez Larreta porque consideran que no ejerció los controles necesarios después del anuncio de las medidas

En un primer momento en la Casa Rosada se trabajó con la hipótesis de buscar un consenso con los gobernadores y el jefe de Gobierno porteño, que ellos tomen medidas en las próximas 48 horas y luego avanzar con un nuevo paquete de medidas antes del fin de semana. Pero el Presidente tomó otro camino ante la falta de decisión de los gobernadores.

Los planes cambiaron después del mediodía de este miércoles, cuando Fernández decidió apresurar su decisión y avanzar con las restricciones. No hay tiempo que perder.

Las medidas, tal cual se decidió ayer en la reunión de urgencia a la que convocó Cafiero en la Casa de Gobierno, serán focalizadas y por un tiempo determinado bien marcado. Una fecha de inicio y otra de final. La intención oficial es darle certezas a la sociedad sobre cuántos días durarán las restricciones.

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, forma parte de la reunión en la Quinta de OlivosLa ministra de Salud, Carla Vizzotti, forma parte de la reunión en la Quinta de Olivos

El tridente que está en el Olivos está en permanente contacto la secretaria Legal y Técnica, Vilma Ibarra, para terminar de definir el marco legal de las nuevas medidas. El anuncio será en la tarde noche de hoy y estará a cargo de Fernández.

La discusión interna del Gobierno aún no está saldada. El Presidente quiere dar un “martillazo” en la curva de contagios y frenar, bruscamente, el aumento de contagios. Eso implicaría medidas restrictivas más duras. Es la teoría que una semana atrás habían propuesto los funcionarios del gobierno bonaerense en la Casa Rosada.

En tanto, parte del Gabinete le propuso guardarse un paquete de medidas más fuertes por si el escenario sanitario se complica aún más, lo que implicaría que la curva de contagios aumente exponencialmente en un corto plazo y el sistema sanitario quede al límite del colapso. Le propusieron ir con un puñado de medidas menos duras.

Esa idea es la que están discutiendo por estas horas en la Quinta presidencial. No están cerradas las medidas en forma detallada, pero si la decisión de avanzar con las restricciones en las próximas horas.

AMPLIAREMOS

Redacción Análisis Litoral

Dejá tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: