Las provincias comienzan a quedarse sin vacunas contra la covid-19

El ritmo de vacunación y la dificultad de conseguir más dosis genera que algunas provincias ya no tengan vacunas para aplicar. No hay indicios de que la situación mejore.

Las dificultades que tiene el Gobierno para acceder a un flujo continuo de vacunas generó que varias provincias disminuyeran el ritmo de vacunación y San Luis y La Pampa se hayan quedados sin dosis.

A San Luis se enviaron 43.300 fármacos. Según la información, 35.134 personas recibieron la primera dosis y 8.544 la segunda. Si bien la sumatoria da 43.678, 378 vacunas más de las recibidas, esto se debe a que los frascos multidosis trajeron contenido para una o dos dosis más de las indicadas.

En La Pampa se aplicaron 25.395 primeras dosis y 6.427 segundas dosis, sobre 31.750 dosis recibidas. También hay una diferencia que se da por los frascos multidosis.

Silvia Sosa Araujo, ministra de Salud de San Luis, explicó al diario La Nación: “Por ahora, casi no se van a dar cuenta que faltan dosis porque ayer llegaron al país vacunas Sputnik V del primer componente y el lunes van a estar llegando a la provincia. Son 4200 vacunas que llegan a las 8 de la mañana del lunes. Es como que no se va a notar tanto no tener vacunas”.

En los frascos multidosis trajeron más vacunas. En el caso de la Sputnik, en lugar de dar cada frasco para cinco vacunas, a veces da para seis. En el caso de la Covishield, que cada frasco trae 10 dosis, puede dar 11 y a veces 12. Siempre con la medida exacta de cada vacuna. No es que se le pone menos”, agregó.

Córdoba y La Rioja son las dos provincias más cercanas a la posibilidad de quedarse sin vacunas para aplicar. Por ese motivo, varias jurisdicciones decidieron disminuir el ritmo de vacunación.

La provincia de Buenos Aires pasó de las 84.830 dosis el 12 de marzo a aplicar 30.369 una semana después.

Federico Tiberti, un argentino radicado en Estados Unidos, donde da clases de estadística en la Universidad de Princeton, estimó que las dosis actuales en el país, aplicadas al ritmo actual de vacunación, se terminarían en seis días, y agregó: “si se suman las 330.000 de Sputnik V que llegaron ayer, serían dos días más”

Fuente: La Nación

Redacción Análisis Litoral

Dejá tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: