1jjlgEntre Rios Gualeguaychú Portada 

Caso Rivas: Despidieron a los empleados del polémico vídeo del «salamín»

La farmacia despidió al empleado que protagonizó el video con el abogado Gustavo Rivas, imputado por abusos sexuales; Enterado de la noticia, se autolesionó en uno de sus brazos; Quien filmó también fue dejado cesante en su trabajo.

Los escándalos relacionados con el Caso Rivas siguen surgiendo de la manera más inesperada y dramática: el empleado de Farmacity que aparece en el video conversando con el abogado imputado por abusos sexuales se autolesionó en un brazo cuando se enteró que la empresa dueña de la cadena de farmacias lo había despedido a él y a la persona que grabó el video viral.

La autoflagelación sucedió en el vestuario en la sucursal Gualeguaychú que los empleados usan para cambiarse al entrar y al salir de trabajar. Cuando descubrieron lo que había hecho, llamaron a una ambulancia y fue trasladado de urgencia al Hospital Centenario, donde ahora permanecía internado fuera de peligro.

“Soy de la sociedad protectora de salamines y en el grupo hay una pregunta que hace años estamos pensando: ¿a dónde está ese salamín?”, le preguntó el hombre de 30 años a Gustavo Rivas en el video que se hizo viral. “No, ese salamín es ficticio, es un invento para hacer una joda, y no digo más nada”, le respondió Rivas.

La conversación continuó y el empleado de Farmacity fue por más: “Seguro, puedo dar un par de nombres de los que lo comieron”, le dijo, pero Rivas puso un freno: “no, no, no, cortá y te cuento bien cómo fue inventado lo del salamín”.

Luego de la viralización a través de Whatsapp, la Fiscalía citó al trabajador a declarar para que aporte lo que supuestamente sabe.

Para Farmacity, los empleados “incumplieron normas básicas”

Un alto directivo de la empresa señaló a ElDía que los despidos que se produjeron “fueron con causa” y que la decisión se debió a que “incumplieron normas básicas y reglamentos internos de la compañía, a partir de la realización y difusión en redes sociales de un video que se considera impropio y agraviante por una cuestión sumamente sensible para la comunidad”.

Por otra parte, la empresa no desconoció lo que ocurrió después de notificar a los empleados del despido, en donde uno de ellos se autolesionó con una trincheta por lo que debió ser hospitalizado. “La compañía lo acompañará brindándole la asistencia necesaria”, se informó.

Related posts

Leave a Comment

A %d blogueros les gusta esto: